lunes, 29 de mayo de 2017

El Gobierno Británico despliega sus militares en puntos claves de Reino Unido

Por Julio Maíz Sanz - Defensa

La premier británica ha puesto en marcha la operación Temperer, que prevé desplegar hasta 5.100 efectivos militares en las principales ciudades y centros neurálgicos del Reino Unido, para reforzar la seguridad ante el cruel atentado de Manchester, y el riesgo de nuevos golpes de los terroristas islámicos.

El pasado día 23 La primera ministra británica, Theresa May, hacía público que el Reino Unido había subido el nivel de alerta terrorista al 5 de 5 o «crítico», y que por tanto ordenaba a desplegar a las Fuerzas Armadas (FAS) para apoyar la seguridad tras el salvaje atentado de Manchester, que se saldó con 22 víctimas mortales.  Ante el grave riesgo de que se pueda producir otro ataque de manera «inminente» May ordenaba a las Fuerzas Armadas  que patrullen junto y bajo las ordenes de las fuerzas policiales en ciudades, estaciones, aeropuertos y otros puntos vitales para la seguridad de Gran Bretaña e Irlanda del Norte.

El Ejército de Tierra o British Army desplegaba de inmediato casi 1.000 efectivos, empezando por la capital, la ciudad de Londres. Según el secretario de Defensa, Sir Michael Fallon, máxima autoridad del Ministery of Defence (MoD) cuyo cargo equivale al de ministro, los soldados estaban siendo enviados para respaldar a las fuerzas de seguridad "a petición de la policía". También manifestó a los medios británicos que: "Nos movimos con rapidez para desplegar casi un millar de efectivos del British Army, Royal Navy, y la Royal Air Force (RAF)".

Así, en las calles la capital británica, puede verse ya a cientos de miembros de las diferentes unidades del British Army, incluidos los del Parachute Regiment, los “guardsman” de la Household División (Guardia Real), de los Royal Regiment of Artillery, entre  otras unidades, desplegados en puntos clave.

En la imagen que acompaña esta noticia vemos a un miembro de la Metropolitan Police de Londres armado con un fusil de asalto Heckler & Koch (HK) G-36C y a una militar asignada al London District (según la insignia que lleva en la manga izquierda de su uniforme) con un arma también de asalto SA80. En la siguiente imagen podemos ver frente el emblemático Big Ben londinense un paracaidista, según denota la insignia de la boina granate, de la 16 Air Assault Brigade, empuñando su fusil de asalto SA80, junto otro miembro de la citada fuerza policial, armado con un subfusil HK MP5.

No es la primera vez que se despliegan las potentes FAS británicas en su propio territorio en tiempos de paz, en el último tercio del pasado siglo, hicieron un titánico esfuerzo en Irlanda del Norte para hacer frente a la violencia del IRA. En torno a unos 20.000 efectivos apoyaron a la entonces fuerza policial que garantizaba la seguridad, la ya desaparecida Royal Ulster Constabulary (RAC). Tras el fin del sangriento conflicto, que costó la vida a 705 miembros del British Army, en 2003, el entonces premier Tony Blair desplegó temporalmente tropas en el aeropuerto de Heathrow y otros puntos de Londres, ante un periodo también de amenaza terrorista. Aunque la última vez que el British Army se desplegaba de manera masiva en todo el territorio británico fue en 1919, a raíz de la huelga general de la policía.

En Francia, tras los ataques terroristas de enero de 2015, miles de militares tomaban las calles en el marco de la operación Sentinelle; y un poco más al sur, en Italia, en 2008 Roma ponía en marcha una operación similar denominada Strade Sicure, de la que ya informó defensa.com.

Fotografías:
·Miembro de la Metropolitan Police y soldado de London District.  Foto MoD.
·Paracaidista y Policía. Foto: Metropolitan Police.

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...